Hasta 10 contingencias y pre-contingencias en el estiaje

Versión para impresoraVersión para impresoraVersión en PDF
Lunes, Febrero 24, 2014 - 16:07

Las primeras del año se presentaron los días 13 y 18 de febrero

Es probable que haya un mayor número de contingencias y pre-contingencias ambientales; podrían ser seis, siete o hasta diez. De hecho, ya hubo las primeras del año los días 13 y 18 de febrero en los municipios de El Salto, San Pedro Tlaquepaque y Tlajomulco de Zúñiga; informó el doctor Hermes Ulises Ramírez Sánchez, director del Instituto de Astronomía y Meteorología (IAM) de la Universidad de Guadalajara.

Explicó que el Plan de Respuesta a Emergencias y Contingencias Atmosféricas (PRECA) disminuyó el límite de IMECAS a 120 (antes era de 150). Durante este periodo se estima que haya un mayor número de pre-contingencias y contingencias. Para el investigador, lo ideal hubiera sido bajar un poco más el límite, a 100 imecas, porque cuando se rebasan significa que el aire no es de buena calidad.

Ramírez Sánchez indicó que las personas deben informarse constantemente sobre la presencia de estas. Una opción es la página http://www.iam.udg.mx/, donde, con 72 horas de anticipación, donde se puede consultar la probable calidad del aire de la Zona Metropolitana de Guadalajara en los siguientes tres días. Es recomendable también que ante altos niveles de contaminación la gente no haga actividad física intensa al aire libre, y que disminuya sus salidas. Otras medidas son hidratarse y tomar vitamina C para fortalecer el sistema inmunológico.

Los vientos con velocidad de menos de cuatro kilómetros por la mañana y un poco más intensos por la tarde-noche no sirven para la dispersión de contaminantes. Los meses en los que se presenta la contaminación más alta por PM10 son durante el estiaje, de noviembre a mayo; la más alta por ozono 03 es durante el final del estiaje y los meses de temporal, de febrero a octubre.

El investigador dijo que las PM10 son partículas pequeñas que quedan suspendidas por diversos factores: la combustión de algún vehículo o el polvo que generan algunas empresas. El ozono proviene de los óxidos de nitrógeno, que proceden de los procesos de combustión. Cualquier cosa que se queme genera temperaturas por arriba de los mil grados centígrados, y con estas temperaturas el nitrógeno y el oxígeno se combinan para formar los óxidos de nitrógeno, precursores de ozono.

A la dispersión de la contaminación no ayudan inversiones térmicas. En condiciones normales, a más altura la temperatura desciende, pero por diferentes fenómenos de corrientes de aire y disminución de temperatura del ambiente “se genera una especie de sándwich, donde tenemos una capa fría de aire lo más cercana a la superficie, después una zona caliente y luego una zona fría. Eso no permite que haya dispersión de los contaminantes en sentido vertical”.

Hay que esperar a que se calienten las capas de aire frío para que se rompa la inversión térmica y se dispersen los contaminantes. En condiciones normales la inversión térmica puede romper entre 9:00 y 11:00 horas, pero en algunas ocasiones puede prolongarse hasta altas horas de la tarde, las 16:00 y hasta 17:00 horas.

Las inversiones térmicas más importantes oscilan entre las moderadas y las fuertes, y ocurren en los meses de invierno y primavera (noviembre a mayo) hasta antes del temporal de lluvias. Febrero es el mes de mayor frecuencia de inversiones térmicas, de acuerdo con un estudio donde se analizaron estas inversiones del periodo de 2002 a 2010. Las débiles se producen todo el año y predominan en el temporal de lluvias, entre junio y octubre. Durante este, las intensas son muy escasas o no ocurren.

A T E N TA M E N T E N T E
“Piensa y Trabaja”
“Año del Centenario de la Escuela Preparatoria de Jalisco”
Guadalajara, Jal., 24 de febrero 2014

Texto: Martha Eva Loera
Fotografía: Abraham Aréchiga